admin mayo 7, 2021
Nota de foto

06/05/2021 9:31:00
En 1994, una de las aportaciones fundamentales del Premio Nacional de Ciencias, su reconocida eminencia intelectual y científica, fue introducir y reflexionar sobre la definición de vida.

Nota de foto
Humberto Maturana, biólogo, filósofo y ganador del Premio Nacional de Ciencias (1994), falleció a los 92 años. Maturana, quien estudió medicina en la Universidad de Chile en la década de 1950 y entró en el University College London a mediados de la década de 1950, obtuvo un doctorado en biología de la Universidad de Harvard. Una de las aportaciones fundamentales de Maturana fue la definición de vida, desarrollada en colaboración con su alumno Francisco Varela. Al contarle a BBC Mundo en 2018, Maturana explicó esto: “Me hice la pregunta fundamental de qué vive y qué muere o qué pasa dentro de una entidad para que, desde afuera, pueda decir que es un“ Para ello, autopoiesis acuñó el término, «Los seres vivos son sistemas autopoyéticos moleculares, es decir, sistemas moleculares que producimos nosotros mismos, y la realización de esta producción significa la vida como un sistema molecular», explicó. Su obra académica lo transformó en una de las eminencias nacionales de la región, mientras que sus pensamientos de esa obra lo consideraron uno de los intelectuales más reconocidos del país. En una reciente entrevista con La Tercera, Maturana dijo sobre la pandemia que mostró «los tacones de Chile, nos revelaron los tacones de Chile, que somos vulnerables a una falta de conciencia y seriedad en nuestra afiliación social». afectados por el virus de la violencia. «Esta psique del poder, esta psique de la competencia oportunista, no es una visión de la calidad de la acción, sino de la oportunidad, e implica deshonestidad con esa oportunidad. Porque es cierto que uno debe comportarse correctamente, pero en una raza hay una posibilidad de negar al otro, y es un oportunismo ciego, porque no le importa el otro. En esta ocasión, el filósofo también se pronunció a favor de la eutanasia. “Es absolutamente correcto decir que aquí vivo. Yo, Humberto Maturana, quiero elegir el momento en que me muera, no quiero ser una carga, no quiero causar daño, y sí no quiero. contribuir al crecimiento de la población porque es perjudicial para todos. Fue absolutamente devastador «, confirmó.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *