admin octubre 3, 2021
Nota de foto

20/09/2017 9:36:13 p.m.
“Esta decisión está motivada por la crisis que ha estallado en las últimas horas y espero que mi destitución contribuya en parte a tranquilizar estos momentos difíciles”, dijo Juan Pablo Biondi.

Nota de foto
El secretario de Comunicaciones y Prensa de la presidencia argentina, Juan Pablo Biondi, el confidente del presidente argentino, Alberto Fernández, renunció «rotundamente» el viernes en medio de la crisis política por la derrota del gobierno el domingo pasado. y luego de las críticas que recibió de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner. “Esta decisión está motivada por la crisis que ha estallado en las últimas horas, y espero que mi destitución contribuya a la reconciliación, en parte a estos momentos difíciles que tenemos que atravesar”, dijo Biondi Fernández en una carta al presidente. En su cuenta de Twitter, el vicepresidente Fernández advirtió en una carta publicada en las redes sociales este jueves -llena de críticas al núcleo presidencial y especialmente a la gestión económica- que no toleraría operaciones de prensa desde el entorno presidencial a través de un portavoz. sobre él y nuestro «espacio político». “En cuanto a la categoría de funcionarios que no trabajan … un vocero presidencial evitaría esta clasificación. Un caso raro: un vocero presidencial cuya voz nadie conoce. ¿O tiene otra función que no conocemos? ¿Parar operaciones? ¿Real? Misterio ”- escribió el vicepresidente, quien hizo los cambios necesarios en el gabinete tras el fracaso electoral. Biondi respondió el viernes: «Estoy ofendido y lamento las malas interpretaciones del vicepresidente sobre mí», considerándolo «el líder indiscutible del espacio político que representa contigo». En cambio, Biondi indicó que siempre había tenido «armonía, acuerdo y tolerancia» en sus deberes y que era «profesional» en su trato con los medios de comunicación. Y deseó que el presidente Fernández «cuente con nueva plantilla en esta nueva copia de su gobierno para enfrentar los desafíos que enfrentamos». Los orígenes de la crisis se remontan al pasado domingo, cuando la lista de candidatos y senadores de la principal coalición opositora, Juntos por el Cambio, fue votada por más personas en la mayoría de las provincias en el momento de la pre-elección que por los candidatos a la Todo el mundo al frente. tenía que elegir a los candidatos el 14 de noviembre. Apenas tres días después de la derrota, el ministro del Interior, Eduardo «Wado» de Pedro, y al menos otros cuatro ministros, todos integrantes del sector kirchnerista del gobierno, encabezados por el expresidente (2007-2015) y el actual vicepresidente, tomaron posesión, en La discreción del presidente, quien evalúa si acepta o no las renuncias y cambia si su gabinete.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *